Bloquear sitios web: archivo hosts

Para bloquear páginas web puedes usar una extensión para el navegador (como Block Site), un servidor proxy (como Squid), pero también existe la opción de editar el archivo hosts, método que apenas consume RAM y nos servirá, a diferencia de la extensión del navegador, para cualquier navegador o programa que se conecte a Internet1.

¿Cómo funciona este método?

Basta con añadir líneas con el siguiente formato al archivo hosts (/etc/hosts en GNU/Linux) con las páginas que se quieren bloquear:

0.0.0.0 ejemplo.com

Esta línea hace que cada vez que te intentes conectar a la página ejemplo.com en su lugar te conectes a la dirección IP 0.0.0.0, que es una dirección no enrutable que se usa para designar un destino desconocido, no válido o no aplicable. El resultado, tras reiniciar el servicio de red (sudo service network-manager restart en Debian) y el navegador web es el siguiente:

También es posible redirigir a otra página web, aunque la mayoría de navegadores no te dejarán ver la página web, ya que esto ha sido utilizado en el pasado para hacer phishing.

Si quieres bloquear muchas páginas web, añadir cientos de páginas a mano no es práctico. Por ello existen personas y proyectos que recopilan listas de páginas. Un ejemplo es la lista administrada por Steven Black, que proporciona listas de bloqueo según una temática, como pornografía, noticias falsas y apuestas. Basta con copiar y pegar de la lista que desees en tu archivo hosts.


  1. Este método no funcionará para programas que se conecten a Internet usando Tor, puesto que el DNS se resuelve dentro de la red Tor.